La Eutonía

El término eutonía, creado por Gerda Alexander, designa el tono justo o, más bien, armonioso. Con esta expresión hay que comprender la búsqueda de una adaptación constante, en función de las situaciones (movimientos o posturas), de la función tónica. Sabemos hasta qué punto la postura y el movimiento están bajo la dependencia del tono muscular que, a su vez, está regulado por sistemas fisiológicos pero que expresa al mismo tiempo una componente psicológica.

La importancia de este ajuste tónico tanto en las teleocinesis (movimientos de locomoción y de manipulación) como en los posicionamientos antigravitatorios (posturas) y las funciones de expresión y comunicación, es bien conocida. Como tan bien lo han mostrado H. Wallon y J. de Ajuriaguerra, la función tónica está en el cruce de lo biológico, lo psicológico y lo social.

La eutonía se propone explorar este terreno e ir hacia un afinamiento de esta fluidez tónica.

Lo esencial del trabajo reside en una constante toma de conciencia:

  • De los toques y de los contactos (Gerda  Alexander entendía por “tocar” la toma de conciencia de los límites corporales, piel, ropa, suelo, objeto, mientras que en el ejercicio de contacto lo que se busca es la integración progresiva del objeto,  suelo o compañero).
  • De las tensiones y acortamientos musculares. Esto conduce al trabajo de microestiramientos.
  • De los empujes con diferentes partes del cuerpo (sobre el suelo, un objeto, una pared, un compañero). Estos ejercicios conducen a la observación de la organización del cuerpo en la situación propuesta.
  • Del espacio interno del cuerpo así como del espacio exterior y el espacio próximo.
  • De los ejercicios de pasividad, bastante próximos de lo que se hace en relajación. (Percepción de las variaciones del tono, desde las sensaciones de pesadez hasta las de ligereza).
  • De la estructura ósea (“conciencia del hueso”) y de los micromovimientos del hueso (deslizamientos).
  • De la postura, que trabajamos por medio de ejercicios denominados de conciencia del transporte.

Siendo el objetivo de la eutonía el movimiento eutónico, el contenido aborda igualmente estudios, que son situaciones de movimientos improvisados fuera de la técnica, orientados hacia la búsqueda de una disponibilidad motriz.

Durante los cursos prácticos se abordan puntos teóricos (en función de la evolución de los practicantes):

  • Sobre la psicofisiología del tono muscular.
  • Sobre el movimiento.
  • Así mismo se propone una reflexión sobre la noción de “conciencia corporal” y de conciencia del movimiento.

Las referencias teóricas se apoyarán en:

  • La psicofisiología: Paillard, Berthoz.
  • La psicología: Wallon.
  • La fenomenología: Merleau-Ponty.
  • El pensamiento chino: Tchouand- Tseu
Anuncios